¿Qué debes saber para enfrentarte a una entrevista de trabajo si tienes alguna discapacidad?


MUJER CON DISCAPACIDAD EN ENTREVISTA DE TRABAJO CON OTRA MUJER

Fuente: Univesia

Una empresa inclusiva es aquella que da igualdad de oportunidades a todas las personas, sin importar su origen, sexo, o su posible discapacidad. Las empresas inclusivas lo son en todos los aspectos, desde la selección de personal hasta el día a día en la oficina. ¿Qué debes saber cuando te presentas a una entrevista teniendo alguna discapacidad?

La inclusión no es lo mismo que la integración. Da lo mismo si hablamos de inclusión educativa o inclusión laboral, este concepto se basa en la firme creencia de que todos tenemos un conjunto de habilidades propio, diferente al de los demás. Y esas habilidades las tenemos independientemente de si tenemos discapacidad o no.

Inclusión es saber que tú eres Paula, Jorge, María o Ernesto. Que lo que tienes que ofrecer habla por sí mismo y que nadie debe juzgar esas habilidades pasándolas por el filtro de tu discapacidad.

Tus distintas necesidades exigen respuestas diversas o diferentes, pero no la exclusión. Al contrario, la inclusión busca garantizar que cualquier persona forme parte del todo.

Consejos para superar una entrevista laboral si tienes discapacidad

Para conocer los mejores consejos para enfrentarte con éxito a una entrevista de trabajo si tienes discapacidad contamos de nuevo con Laura López, educadora y maestra sorda de educación infantil y máster en Atención a Necesidades Educativas Especiales. Puedes encontrarla en Instagram como @aprendeconlauu.

Ella, siendo una persona sorda, también ha tenido que superar las entrevistas a las que se ha presentado, y por eso nos cuenta sus principales aprendizajes en forma de consejos. Te los resumimos:

Fuera miedos, fuera dudas. Tú eres tú. Si ves una oferta de trabajo a la que se corresponde bien tu perfil, ve a por ella.

Ante la posibilidad de que te sientas inseguro y te pongas a la defensiva porque creas que te van a mirar mal, o te van a poner una «cruz», piensa en positivo: eres una persona con tus habilidades, y si te quieren conocer, bien; si no, a otra cosa.

Si tienes necesidades especiales puedes enumerarlas. Ser abiertos en ese sentido nos va a ayudar a encajar en un ambiente inclusivo.

Es buena idea, si notas alguna reticencia inicial, proponer un período de prueba como haría cualquier otra persona. Así, durante ese período se pondrán en valor tus habilidades y se conseguirá satisfacer las necesidades que tengas.

Algo muy importante, decisivo más bien, es que la empresa y la persona que se encargue del proceso de selección tenga la mente abierta. Pero también tú como candidato debes tenerla también. De nada te va a servir acudir a la entrevista con recelos o con prejuicios («está claro que no me van a contratar porque…»).

El mejor consejo de Laura es que no debes pensar que eres una persona con discapacidad, si no que eres una persona con habilidades.

Si la empresa con la que vas a hacer la selección de personal es verdaderamente inclusiva, facilitará las cosas para que te integres, si realmente tu perfil es el que buscan, y que tus necesidades sean satisfechas para que puedas hacer tu trabajo de la mejor manera posible.

Si no facilita las cosas; si pone excusas; si tu perfil fuera perfecto, pero lo descartan sin razones de peso… Entonces, esa empresa no es inclusiva.

Todos podemos contribuir a una sociedad más inclusiva dando visibilidad a las diferentes discapacidades y cuáles son sus necesidades en el entorno laboral. Ya hablemos de personas sordas, ciegas o con cualquier otra discapacidad, conocer qué necesitan y proporcionarlo en el entorno empresarial es posible gracias a la divulgación.

Por otro lado, las diferentes normativas que favorecen la eliminación de las barreras arquitectónicas en los edificios ayudan a la inclusión de todos. Eliminar las barreras de accesibilidad, por otro lado, proporciona a estas personas las herramientas específicas ideales para desempeñar su trabajo con normalidad.

Aunque queda camino por recorrer, estamos en la senda. Prepárate lo mejor posible, confía en tus posibilidades y ¡acude a esa entrevista!

 

26 noviembre, 2021